Campaña mundial para escolarizar a los millones de niños que siguen sin estarlo

De ellos, 75 millones viven en 35 países afectados por distintos tipos de crisis

La Campaña Mundial por la Educación (CME) alerta, con motivo de la Semana de Acción Mundial por la Educación (SAME), que se celebra del 23 al 29 de abril, de que en el mundo hay 264 millones de menores de 18 años sin escolarizar, de los cuales, 75 millones viven en 35 países afectados por distintos tipos de crisis.

Los desplazamientos masivos forzosos de población privan a las personas afectadas de muchos de sus derechos, entre ellos el derecho a la educación. Precisamente, esta situación afecta en especial a los niños y jóvenes, que constituyen el 51% de la población refugiada del mundo, cifra que, según datos de ACNUR del año 2016, asciende a 65,6 millones de personas.

La mayoría de las personas desplazadas forzadamente buscan refugio dentro de las fronteras de su propio país (40,3 millones), mientras que otras se han acogido a la condición de refugiadas (22,5 millones), de las cuales, 17,25 millones se encuentran bajo la protección de ACNUR y 5,3 millones son personas refugiadas palestinas.

Del total de la infancia refugiada o en situación de desplazamiento interno, solo la mitad va a la escuela primaria y un 25% asiste al primer ciclo de educación secundaria.

Esta situación no solo supone una vulneración del derecho a la educación de esos millones de niños, que en muchas ocasiones deben dejar de asistir a la escuela por inseguridad o falta de recursos, sino que impide que la educación cumpla su función como factor de paz y elemento de protección frente a los agravios, la pobreza y la injusticia.

Una semana por la educación

La Semana de Acción Mundial por la Educación se celebra en más de 120 países para exigir a los gobiernos que garanticen el refugio y el acceso a la educación en contextos de emergencia, y que promuevan una cultura y paz y de acogida en las aulas.

La Campaña Mundial por la Educación asegura que en España la educación es fundamental para que los niños y jóvenes sean conscientes de las realidades que vive la infancia en contextos de conflicto y en situación de desplazamiento, y de lo que supone para estas personas y sus sociedades verse privas del derecho a la educación, con el objetivo de generar climas de convivencia positiva, tolerancia y respeto a la diversidad en las comunidades educativas de acogida.

Además, destaca la importancia de la educación para que los niños reconozcan y eviten actitudes como el racismo y la xenofobia, que son fruto del miedo a lo diferente; y reconozcan el valor de la diversidad, mediante la comprensión y el conocimiento.

La CME es una coalición internacional presente en más de 124 países, formada por oenegés, sindicatos del entorno educativo, centros escolares y movimientos sociales de muy diverso signo que nos movilizamos para reclamar el cumplimiento íntegro de los compromisos internacionales firmados por los Estados y la comunidad internacional para garantizar el acceso a una educación de calidad gratuita, equitativa e inclusiva para todas las personas del mundo.

La Coalición Española de la Campaña Mundial por la Educación está formada por Ayuda en Acción, Educo y Entreculturas, que asume la coordinación de la misma.

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *