Beca Erasmus, cada Universidad tramita las suyas

Redacción

Compartir:

La beca Erasmus es una suma de fondos europeos y nacionales que son gestionados por el SEPIE (Servicio Español para la Internacionalización de la Educación) y la Agencia Nacional española ANE que es un organismo autónomo adscrito al Ministerio de Universidades.

Esta beca se pide y tramita a través de las Universidades, que son las que reciben los fondos y se encargan de ingresarlos a cada estudiante.

La gran mayoría de estudiantes que realizan una movilidad Erasmus+ reciben esta beca base, pero no está totalmente garantizada, puesto que depende del número de estudiantes que van a irse de Erasmus y los fondos asignados a cada Universidad. De esta manera, existe la posibilidad de irse de Erasmus con “Beca Cero”, en cuyo caso, se realiza la movilidad bajo las mismas condiciones, pero no se recibe esta ayuda económica.

Imagen de Naassom Azevedo en Pixabay
Imagen de Naassom Azevedo en Pixabay 

Como las Universidades son las encargadas de tramitar esta beca, recomendamos revisar sus convocatorias ya que puede cambiar alguna cosa. Cada universidad tiene unos plazos y procesos distintos, así que todo depende de cómo funcione la universidad de origen y de destino. Y en cada universidad suele haber un coordinador Erasmus a quien se le pueden consultar las dudas.

Es muy importante leer previamente La Carta del Estudiante Erasmus que refleja los valores y prioridades de la UE hacia el desarrollo educativo, profesional y personal de estudiantes y graduados y que pretende informar adecuadamente a los participantes sobre sus derechos y obligaciones, así como de garantizar el éxito de la movilidad.

El plazo para solicitar una Beca Erasmus+ se inicia en el último trimestre del año.

El primer requisito para poder solicitar una beca Erasmus es residir en uno de los países de la Unión Europea. También hay que haber superado el primer año de carrera o 60 créditos y tener una nota media por encima del 6.

La cuantía económica de esta beca ronda los 300€ variando de si se tiene alguna otra ayuda estatal.

La mayoría de movilidades Erasmus+ se enmarcan dentro de la acción KA103, es decir, las movilidades dentro de Europa, en Estados miembros de la Unión Europea y terceros países asociados al Programa (Macedonia del Norte, Serbia, Islandia, Liechtenstein, Noruega y Turquía). El importe de la beca base depende del país de destino y del número de meses de estancia (a partir del curso 2021/2022 la beca cubre la duración total de la movilidad hasta los 12 meses).

Se establecen tres grupos de beca en función del coste de vida de los diferentes destinos.

GRUPO 1. Países con costes de vida superiores: Finlandia, Dinamarca, Irlanda, Noruega, Suecia, Liechtenstein, Islandia, Reino Unido y Luxemburgo.

GRUPO 2. Países con costes de vida medios: Bélgica, Alemania, Italia, Francia, España, Austria, Portugal, Países Bajos, Grecia, Malta y Chipre.

GRUPO 3. Países con costes de vida inferiores: Estonia, Polonia, Croacia, Bulgaria, Lituania, República Checa, Hungría, Rumanía, Letonia, Eslovenia, Serbia, Eslovaquia, Macedonia y Turquía.

Imagen de Alfredo Islas en Pixabay 

Además de conocer todos los datos anteriormente mencionados, a continuación detallamos los pasos que hay que seguir uno a uno para conseguir una beca Erasmus.

Lo primero que hay que hacer es acudir a la Universidad y preguntar por plazos y por charlas informativas o preguntar por la oficina de relaciones internacionales donde nos comentarán los plazos que suelen comenzar entre noviembre y diciembre.

Después habrá que presentar la solicitud. Suelen tener prioridad los alumnos de los últimos cursos.

A veces piden una prueba de nivel de idioma. Habitualmente se solicita el B1 y, si no se tiene, se ha de pasar una prueba en la misma universidad.

Algunas universidades hacen entrevistas personales para conocer mejor al alumno y para valorar su interés.

Cuando se publican las listas provisionales aparecen los admitidos y los países de destino. También ese es el momento de entregar lo que falta si nos los piden. En ese momento también se puede reclamar. Es un momento en el que hay que estar pendiente para que no se pase nuestro turno.

Una vez se publiquen las listas definitivas es el momento de aceptar la plaza y el destino y entonces se envía una solicitud que se llama Application Form a la Universidad de destino, para presentarse y que nos acepten definitivamente.

Después hay que hacer una elección de las asignaturas en el Learning Agreement. Hay que entregar una copia a la universidad de destino y otra para la de aquí. Si las asignaturas que nos asignan no nos convencen las podemos modificar con el acuerdo de las dos universidades. Ahí no hay que dormirse en los laureles porque es un plazo muy corto.

Finalmente toca el turno de la matriculación en la Universidad de destino. Si la estancia es de solo un cuatrimestre hay que matricularse de 30 créditos, y si es de 60 si es el curso completo.

Después no queda más que disfrutar la experiencia en la ciudad de destino.

Una vez se ha disfrutado de la beca Erasmus, la universidad de destino enviará un informe a la universidad de origen informando de si se han aprobado todas las asignaturas o no.

Tal vez puede interesarte: